Saltar menú de navegación Teclas de acceso rápido
{{dayName}} {{day}} de {{monthName}} de {{year}} - {{hour}}:{{minute}} hs.
Dólar (BNA): $237,50 / $249,50
Dólar Blue: $485,00 / $490,00
Opinión

La interna radical, un cotillón con la bolsa pinchada antes de tiempo

Editorial
Periodismo adicto a la pauta oficial

Nos preguntamos, una y otra vez, sobre los medios locales ¿Qué imparcialidad puede tener un periodismo adicto a la pauta oficial? Se entretienen publicando constantemente la interna radical y lo que hacen los convierte en básicos y previsibles. Claro, las peleas y el internismo son funcionales al gobierno que cree hallar en algunos socios, dirigentes de la seudo oposición, que le despejen cualquier contratiempo que le impida ganar con comodidad en las próximas elecciones.

El fugitivo errante

Se vislumbra que esa parte de la oposición, la socia boba de gobernador Jalil, es funcional con esta estrategia. Una prueba: la permanencia de Luis Lobo Vergara como Jefe del interbloque de Juntos por el Cambio en la Legislatura provincial. Luis Fadel era oposición real, pero Oscar Castillo con el “cuento del tío” de la unidad, lo borró de un plumazo, pinchó la bolsa antes de tiempo y puso a un viejo enemigo para entretenerlo con la presidencia y así se sacó de encima un estorbo con pretensiones. Ojo, son tan astutos que en la actual vereda de enfrente también tiene socios bobos, funcionales a Jalil, con la única excepción de la CPR de José “Chichi” Sosa, que pegó un portazo y por estos días juega el rol de fugitivo errante, lejos de Castillo, cerca del abismo o de otro portazo.

La silla vacía y el oro blanco

Pero no hay una sola línea escrita de los medios adictos sobre la terrible interna del gobierno. En la última visita del presidente a Catamarca, el intendente de la capital, Gustavo Saadi no apareció. Dejó una silla vacía, que fue rápidamente retirada, para que nadie se diera cuenta de su sonora ausencia. Esto fue un hecho trascendental para la política lugareña, pero… mutis por el foro, nadie dijo ni una palabra, al fin y al cabo, el cheque mensual calla cualquier atisbo de prensa libre, para eso está.

Los desiertos informativos se construyen así, desinformando a la opinión pública. Pasa en Catamarca. Hay medios periodísticos, pero no hay prensa independiente. Si interpretamos este hecho, sería una declaración de guerra a Jalil y Corpacci. Los viejos aliados, con fuertes intereses en el oro blanco, obligan a Saadi a ir por la reelección, pero él quiere el sillón de Nicolás Avellaneda y Tula, pues al inaugurar el ciclo lectivo se despidió del cuerpo docente, anunciando que el 10 de diciembre próximo, concluía su mandato.

Hay un acuerdo que intentan que mantenga vigencia, en donde Jalil debe ir por la reelección y Saadi también, en ese combo deben incluir en la vicegobernación a alguien del riñón de Corpacci, quien piensa que lo ideal sería que siga Dusso, pero esta opción no tiene casi adherentes solo la suscribe la ex gobernadora y la probabilidad de repetir la fórmula del 2019 se desvanece.

La pelea por el poder se centra en el objetivo principal de manejar la enorme caja que genera el litio, en donde hay escasos beneficios para los catamarqueños, y enormes dividendos en efectivo para la elite gobernante, en moneda dura, a pesar de que los dólares estadounidenses, lucen cada vez más devaluados, siguen siendo apetecibles frente la inexistencia de una moneda nacional.

Los internautas son electores y pueden …

En ese contexto, hay una buena noticia: las audiencias, dicho en términos informáticos, o los también denominados internautas, muchos de los cuales, además, son electores, están adquiriendo un grado de conciencia política que puede generar un desparramo sin precedentes en las elecciones que se avecinan.

En línea a ese fenómeno social, el descrédito de la sociedad hacia el gobierno crece, debido a la corrupción generalizada y el despilfarro de las cuentas públicas, la pobreza que se acumula, la indigencia que aflora, la marginalidad que golpea, están llevando a la casta gobernante a los más bajos niveles de aceptación, nunca vistos. Para muestra, sobra un botón, decía alguna de nuestras a abuelas, cuando el ciudadano de a pie observa a diario cómo, vecinos que antes vivían dignamente, hoy gracias a que son funcionarios del gobierno se han vuelto ricos, de la noche a la mañana, es decir en tiempo récord. Hacen dinero en la función y es eso no es otra cosa que corrupción. No hay justicia pero la sentencia electoral, esta vez será lapidaria.

Cae la imagen de los políticos

La mayoría de los funcionarios tienen un vicio que los carcome: las encuestas de opinión, que son algo así como píldoras para dormir compradas a bajo costo, que no miden el accionar inescrupuloso y aun así les indican una virulenta caída de la imagen pública y en la intención de voto, que se contrarresta con tener y sobre todo fomentar una oposición inexistente, boba y funcional.

Con el nivel actual de imagen del gobierno provincial, ya la dádiva no asegura el triunfo, a esta hay que acompañarla de malos contrincantes y de compra de voluntades. La interna radical es una farsa de cotillón, donde los mismos de siempre ya picharon la bolsa y repartieron las matracas, serpentinas, matasuegras, máscaras y gafas para disfrazarse y pasar un buen rato. Rápidos de reflejos, Raúl, Lucía y Rubén se apropiaron de todas las cornetas y las hicieron sonar al unísono, como viejos amigos… del poder y el dinero, festejando la fragmentación de la oposición que les allana el posible camino a las elecciones de octubre. ¿Se entiende?

Mañas y artimañas

Ya sabemos cómo se han manejado en las últimas elecciones, oficialismo y oposición. Los principales actores de uno y otro lado intentan que la historia se repita, historia de mañanas y artimañas. Por eso es el espacio estelar en los medios a cualquier dirigente de la oposición que quiera pelear y dividir. No hay espacio para los sensatos y las propuestas alternativas. La caja del gobierno maneja quienes son visibles para la sociedad y quiénes no. También oculta la interna oficial y cualquier escándalo que salpique al gobierno.

No obstante, lo que no están viendo muchos dirigentes del peronismo es el descontento con este gobierno de muchos militantes de a pie. Dirigentes barriales que no pueden ya frenar el descontento de los habitantes y que se traduce en la enorme cantidad de pobres. En la ultimo trimestre del 2022, según el INDEC, el gran Catamarca es el conglomerado ciudadano más pobre del NOA y está entre los 4 más pobres del país. Récord alcanzado por el gobierno de Jalil y con la compañía de Saadi.

Este último, aunque intenta desprenderse de las pésimas estadísticas, gobierna la capital de Catamarca, una de las ciudades con más pobres del país y esa es la razón por la que quiere huir. En este contexto Saadi intenta culpar de todos los males a Jalil, pero él es cómplice, aunque ciertos sectores del peronismo intenten ubicar a intendente capitalino cómo lo menos malo y el sucesor en la gobernación, por lo poco querido que es el gobernador en su partido. Sin embargo, Gustavo Saadi raspó el cartoncito y le salió “siga participando”… en la ciudad.

Tenemos un final abierto, pero no por mérito de la oposición sino por los errores del gobierno, en donde una corrupción descontrolada los hace caer en las encuestas mes a mes.

No se olviden de Rojitas

Un ministro muerto con “inexplicables” errores en la instrucción de la causa, han puesto en el tapete que la justicia catamarqueña esta llena de jueces y fiscales puestos a dedos por el poder político, sin la preparación ni la experiencia que necesitan esos puestos, solo con el objetivo que mañana salven a sus padrinos si caen en desgracia. El intento tragicómico de modificar la justicia por parte de los que han trabajado en empeorarla, no hace más que acrecentar el descrédito y la desaprobación del mismo gobierno que eliminó el Consejo de la Magistratura.

Memoria y Justicia: El tronco y el ex trader god fueron socios

Tampoco tenemos que olvidar la causa de la estafa piramidal con un montón de involucrados del oficialismo y oposición, en donde se han perdido dineros públicos, y tanto uno como otros han sido cómplices para estafar a numerosos catamarqueños.

Conclusión

Una provincia sumida en un descontrol pocas veces visto, que necesita de una oposición responsable que ofrezca una verdadera alternativa, que cada vez más buscan la mayoría de los habitantes de esta provincia. Ojalá la encuentren.

Radicalismo funcional interna radical Convención provincial Oscar Castillo

Comentarios

Te puede interesar

Teclas de acceso